16 Arquitectos en Salta

Área de servicio

Arquitectos en Salta

Salta es la capital de la provincia del mismo nombre, una de las más bellas y pujantes del norte argentino. Se ubica en los alrededores del Valle de Lerma, a una altitud de 1187 metros sobre el nivel del mar y al este de la cordillera de los Andes. Con el correr del tiempo la ciudad se ha ido extendiendo más y más, tanto que hoy se la conoce como “Gran Salta”. Arquitectura local originaria Las primeras viviendas levantadas por los españoles que llegaron a Salta fueron de piedra superpuesta, y reciben el nombre de pirca.

No llevaba argamasa o cemento, y se cubrían con barro para evitar que el frío o el calor extremo llegaran al interior. La arquitectura de estos tiempos fundacionales incluyó piedra bola proveniente de los ríos, ya que en un principio no contaban con herramientas para cortar piedras de las canteras. Los techos se hacían de madera de cardón, sobre la que se colocaban ramas finas o cañas y por encima una capa de tierra amasada con agua y pequeñas piedras. Estas viviendas primitivas eran principalmente de planta rectangular.

El uso de materiales rústicos de la época colonial no ha caído en desuso en la provincia de Salta, por el contrario  en las zonas rurales o de descanso son elegidos por los arquitectos más renombrados. Muchas construcciones importante de las laderas de los cerros salteños aprovechan las vistas a los valles y quebradas multicolores diseñando galerías y patios de madera y piso de baldosas horneadas.

Los muros son anchos y de colores claros para ofrecer resistencia al implacable calor del Norte y las lluvias de enero y febrero. Y se incluyen maderas como la de cardón ya mencionada y la de quina, rojiza y semidura.

Pros de contratar a un arquitecto local

Contratar a un arquitecto local es sin duda una decisión inteligente, ya que conoce  la zona, su código de edificación, la variación de su clima durante el año y las particularidades de la región. En el caso de Salta en particular no es un detalle menor ya que tiene que estar muy familiarizado con las regulaciones indicadas para regiones sísmicas.

Otra de las ventajas de elegir una empresa de arquitectura o construcción, o un arquitecto local, es conocer la disponibilidad de materiales e insumos locales. Y lo más importante de todo: tiene un mejor acceso a los gremios y contratistas de la zona, dato que facilita enormemente la concreción de la obra. Para quien quiera conocer la oferta de profesionales de la construcción en la ciudad de Salta, homify tiene la mejor guía al alcance de un clic.

Costos de la construcción en la ciudad de Salta 

Según estimaciones del mes de mayo de 2017 proporcionadas por el Consejo Profesional de Agrimensores, Ingenieros y Profesiones Afines (Copaipa), la edificación del metro cuadrado de una casa básica en Salta cuesta alrededor de $13.600. Para la entidad salteña, los costos de la construcción en la provincia subieron un 8% entre enero y mayo. Por su parte, a título comparativo, informamos que la Cámara Argentina de la Construcción estimó que en Capital Federal este nivel de precios acumuló un alza del 10,6% en el mismo lapso. 

Según la consultora porteña Reporte Inmobiliario, la ciudad de Salta es una de las ciudades con más alto costo en dólares por el metro cuadrado de vivienda$ 1.085. Este dato toma como base los departamentos usados de 2 a 3 ambientes en buen estado, ubicados en el casco urbano. De tal modo, un departamento relativamente céntrico de 70 m2 cuesta entre 75 y 80 mil dólares. 

Requisitos constructivos en la provincia de Salta

Salta es una zona de sismicidad frecuente pero de baja intensidad. Las estadísticas revelan que cada 40 años se sufren movimientos entre medianos y severos. El Instituto Nacional de Prevención Sísmica (INPRES) divide al territorio de la República Argentina en cinco zonas de acuerdo con el grado de peligrosidad sísmica. La provincia de Salta está en la posición 3, siendo la 5 la de mayor actividad. El Sistema Reglamentario Argentino para Obras Civiles establece que si el lugar de emplazamiento  de una obra coincide con la línea que delimita dos zonas, se la deberá considerar emplazada en la de mayor grado de peligrosidad sísmica.

El reglamento establece requerimientos para el diseño, la construcción, la reparación y el refuerzo de construcciones que puedan estar sometidas a movimientos sísmicos. La finalidad es evitar pérdidas de vidas humanas y accidentes que pudiera causar un sismo, para proteger los bienes de la población. También prevenir que se originen  daños que pongan en peligro a las personas, que inutilicen totalmente las estructuras y lograr que  las construcciones esenciales destinadas a los servicios de emergencia continúen funcionando, aún ante sismos destructivos.  

Características de la arquitectura salteña y principales obras 

La capital salteña es famosa por su arquitectura colonial, tanto que es la ciudad argentina donde mejor se ha conservado este estilo con el paso de los años. Actualmente convive con la arquitectura moderna en perfecta armonía, y uno de los edificios más iconográficos y antiguos es el Cabildo, que data de 1780. Otros edificios notables son la Catedral y el Convento de San Francisco. La primera, que alberga los restos del general Martín Miguel de Güemes, es de la segunda mitad del siglo XIX, y fue erigida en el lugar donde estuvo emplazada la primera Iglesia Mayor de Salta. 

El convento de San Francisco es un bello edificio de estilo neoclásico famoso por sus muros rojos y blancos. Otros atractivos arquitectónicos de la ciudad son el  Museo de Arqueología de Alta Montaña MAAM, el museo de Bellas Artes, la Legislatura y la casa de los Güemes. Con el paso del tiempo, no llegaron a la capital salteña señores acaudalados que encargaran la construcción de suntuosas residencias o lujosas iglesias. Tampoco recibieron visitas de arquitectos europeos, por eso las principales obras estuvieron en manos de constructores que diseñaron los edificios con el recuerdo de obras que habían visto en otros lugares. 

La arquitectura colonial es sencilla pero tiene elementos del barroco, interpretaciones libres del renacimiento italiano, aportes andaluces o lusitanos y detalles que aportó la mano de obra indígena. Ésta última es la responsable de los motivos estilizados de la flora y la fauna autóctonas, haciendo de la arquitectura local una obra de un encanto ecléctico sin igual.