Casas de estilo  por CMG Costruzioni Metalliche Grassi

Portones para tu casa: Elegí el mejor

Portones para tu casa: Elegí el mejor

Diseñados para brindar seguridad y privacidad y con un alto valor estético, los portones integran la fachada de la casa realzando su arquitectura…
Diseñados para brindar seguridad y privacidad y con un alto valor estético, los portones integran la fachada de la casa realzando su arquitectura…

Portones para tu casa: ¿cuál es el mejor?

La primera impresión en una casa es muy importante.  La fachada, con sus puertas y ventanas, es lo primero que ves y nos da ciertas pistas sobre lo que encontraremos en su interior. Sin embargo, ese tipo de aberturas no son las únicas. Los portones también son elementos muy importantes. Diseñados para brindar seguridad y privacidad y con un alto valor estético, los portones integran la fachada de la casa realzando su arquitectura. Los hay de diferentes tipos y diseñados con diversos materiales. También pueden incorporar tecnología de avanzada. En este artículo compartimos algunas ideas para tus futuros proyectos. 

Tipos de portones 

Un portón, sin duda, es elemento prioritario en una casa. Integra la fachada, divide los espacios, ofrece seguridad y privacidad y su valor estético es muy importante. En algunos proyectos no pasa desapercibido y puede llegar a convertirse, ya sea por su diseño o materiales, en una verdadera obras de arte. En las casas antiguas, los portones, quizás te asombran con sus superficies rústicas y pesadas. En cambio, en las viviendas modernas pueden llegar a mimetizarse con el resto de los elementos de la fachada y sorprenderte con su tecnología. Existen diferentes tipos de portones  y su ubicación puede variar: pueden encontrarse junto a la puerta de entrada, como parte de la vivienda o quizás, sí existe un jardín delantero, varios metros más adelante de la fachada de la casa. Todo depende del diseño y estilo de la vivienda. Se pueden diseñar en distintas formas y tamaño. Existen medidas estándar o pueden ser diseñados a medida, según las necesidades del proyecto.   

Materiales: ¿madera, aluminio, acero… ? 

Cuando se diseña un portón, un punto muy importante que tenés que tener en cuenta es el material y el revestimiento que llevará. Ya sea en madera, acero, aluminio o chapa, la opción que elijás debe ser resistente y durable. También tenés que tener en cuenta el nivel de seguridad y privacidad que te ofrece y con qué frecuencia debe recibir mantenimiento. No es lo mismo un portón de aluminio que uno de madera. El primero, además de ser más económico, no necesita demasiado cuidado. Sin embargo, quizás su durabilidad no es la mejor. Además, si se trata de seguridad, regla básica: invertí un poco más. Los portones con rejas son otra alternativa. El diseño minimalista, por ejemplo, queda muy bien en este tipo de opciones. También son muy atractivos en aquellas propiedades que cuentan con un jardín delantero. Con rejas podés hacer diseños increíbles que no sólo garanticen seguridad sino también privacidad. Si de decidís por este tipo de portón te recomiendo que busqués un buen maestro herrero, de esa manera el trabajo final tendrá mayor calidad. Por otro lado, los portones de acero se utilizan mucho en las casas de estilo industrial y los de madera en las construcciones modernas o con cierto aire rural. 

¿Qué aperturas existen? 

La forma en que se abre un portón también es fundamental. No es lo mismo que abra hacia arriba o sea corredizo. La elección se debe adecuar al espacio, diseño y presupuesto.  La forma de apertura más tradicional y que puede verse en casi todas las casas es conocida como de una o dos hojas pivotantes. Esta solución, aunque es convencional, puede presentar varios detalles en su diseño o en el material que se utilice y convertirse en un elemento muy vistoso de tu vivienda. Otra alternativa son los portones corredizos o levadizos; son muy acertadas si tu casa es de estilo moderno o contemporáneo. Además son un excelente complemento para ahorrar espacio en tu garaje. Si en tu cochera guardás cientos de cosas, elegí un portón corredizo o levadizo así podés maximizar mucho mejor ese lugar. 

Sistemas automatizados para tu hogar 

El avance de la tecnología llega a todas partes. Desde hace ya varias décadas la automatización de algunos elementos arquitectónicos, como ventanas o puertas, y más reciente la domótica ha hecho que las casas se vuelvan más funcionales y energéticamente eficientes. Los portones, por ejemplo, ha sido uno de los elementos a los cuales se ha prestado gran atención debido a su función y uso. Hace algunas décadas, una de las grandes novedades que presentaban era que podían abrirse de forma automática, a distancia, con un control remoto. Todo un logro que presentaba varias ventajas: seguridad y, sin duda, mucha comodidad. Cuando llegabas a tu casa ya no te tenías que bajar del auto  y hacer fuerza para abrir el portón. Con esta nueva posibilidad, lo lograbas con tan sólo presionar un botón. 

Sistemas domóticos: numerosas ventajas 

El tiempo ha pasado y ese viejo control remoto ha innovado considerablemente y sumado más tareas. En la actualidad, la domótica; esto es el conjunto de tecnologías aplicadas al control y la automatización inteligente de la vivienda, va ganando terreno. En ese sentido, la apertura de portones y puertas han sido una de las primeras funciones que se han visto rendidas a sus bondades. Los portones automatizados, que integran este tipo de sistemas inteligentes, son mucho más eficientes  ya que cuando se detecta algún obstáculo el motor, que permite la apertura, se detiene al instante. Además, el cierre se puede programar; tras pasar con el auto o después de un tiempo definido. 

Otras de las ventajas, de este tipo de soluciones, es que ahorran energía y, en el caso de que el suministro eléctrico falle, vienen acompañados de una batería. Estos portones inteligentes también brindan una apertura parcial; para que pasen peatones o bicicletas. Y frente a los intentos de robo, cuando se empuja el portón es imposible abrirlo. Al integrar un portón a un sistema de domótica toda la casa se encuentra conectada. Podés monitorear las aperturas de puertas, ventanas, encendido de luces y demás funciones, con tan sólo hacer un par de clicks en tu smartphone, tablet o PC. 

Finalmente, en cuanto a costos,  es un hecho que aún estos sistemas aún no son tan asequibles y sus costos son algo elevados. Sin embargo, realmente, son una inversión a largo plazo que no sólo se traduce en mayor comodidad. También significa un gran ahorro energético.

Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!