10 Patios con parrilla – ¡una pasión bien argentina!

Rocío E Rocío E
Loading admin actions …

¿Será verdad que cuando acceden a un patio más del 80% de los argentinos lo primero que buscan es la presencia proverbial del parrillero? ¿Será cierto que construirse el parrillero propio es el sueño del pibe para la mayoría de los argentos? 

Aun con las brasas apagadas, la parrilla en el patio da sosiego. Eso está comprobado. Quizás no hoy, quizás mañana, nos hagamos un asadito con todas las de la ley. 

En este libro de ideas no escatimamos en imágenes a la hora de ilustrar una pasión de la gastronomía argentina. Patios de diversos tamaños y estilos no dejan de lucir sendos parrilleros que, si bien por lo general son típicos en su forma, nos dan la pauta de diversas posibilidades a la hora de incluir este elemento de cocina al aire libre en casa.

Pasemos a ver, y ¡a no babear demasiado!

1. Bajo la fabulosa galería

¡No hay con que darle! Elegir colocar la parrilla bajo la protección de ese espacio tan adorado por los argentinos, la galería, nunca puede ser un error. Los profesionales de Vismaracorsi Arquitectos lo sabe y así nos lo demuestra con este increíble diseño, prácticamente minimalista y donde la parrilla queda protegida.

La barra equipada con bacha, taburetes y cerca de un living exterior, crea el área de preparación que no puede faltar si se quiere disfrutar de buena compañía mientras se prepara el asado.  

2. Colonial

Ph con Parra: Jardines de estilo minimalista por Pop Arq
Pop Arq

Ph con Parra

Pop Arq

El equipo de Pop Arq ha tenido mucho estilo para ambientar este patio colonial haciendo del parrillero casi el rey de la escena. Un modelo tan clásico como infalible de estructura simple y chimenea justa, para perfumar la hiedra y tentar a todo el vecindario.

3. Curvo

Jardines de estilo moderno por Progressive Design London
Progressive Design London

patio with raised sitting area and suspended brick barbecue

Progressive Design London

Interesante parrilla de ladrillos vistos para un patio profundo y despejado. No es arbitraria la colocación de la boca en posición oblicua, mirando hacia el interior de la casa: se trata de una manera simple e inteligente de proteger las brasas de los vientos regionales. Bello este parrillero.

4. Integrado

Los expertos de Arrillaga & Parola saben de asados y de diseño, por eso integraron el parrillero casi como si fuese el horno de una cocina al aire libre. Al hacerlo, aprovechan doblemente la pared lateral, donde acompañan el dispositivo para los asados de una mesada amplia. La perfección la alcanza este con las puertas para almacenaje empotradas debajo.

5. Chimenea

PH en Villa del Parque: Jardines de estilo moderno por PERSPECTIVA
PERSPECTIVA

PH en Villa del Parque

PERSPECTIVA

Interesante plano de este sencillo pero encantador parrillero creado por los profesionales de Perspectiva. No falta nada la mesada, el revestimiento a tono con la neutralidad de los muros, ni la chimenea de aluminio que sigue y sigue más allá de la planta alta. Necesario recurso a fin de no invadir del humo de los chorizos los dormitorios. ¡Atención con eso!

6. Profundidad

Otro caso de parrillero integrado al muro es este que ofrece el estudio de arquitectos de Bonomo & Crespo.  Es destacable de este bello quincho con pérgola de aluminio la sabiduría y justeza del techo que se extiende hasta la mitad de la parrilla. Longitud suficiente para que el asador estire su mano dentro de un profundo y delicioso infierno al rojo.

7. Discreción

Algunos parrilleros están lejos de la casa, hay que salir a buscarlos como a tesoros. No importa dónde esté, lo importante es que esté. Si no tenés quincho, si no tenés pérgola, no por eso vas a privarte de una parrilla bien hecha. Una boca de 60 cm. va a alcanzarte para tirar al fuego lo que necesita tu familia. Cuidá la altura, la profundidad, y procurale instancias de guardado. Otro detalle que suele ser útil es la bacha y la mesada.

8. En piedra

Bellísimo parrillero bien, bien rústico pero, a la vez, bien moderno, es el que vemos arriba. Si indagás ese patio, verás que se trata de un jardín precioso y moderno. La piedra no suele ser económica, pero los parrilleros no necesitan demasiados materiales. Quizás puedas invertir un poco más y tener algo tan espectacular como el de la foto.

9. Tipo horno

¿Y si hacés una estructura circular para tu parrilla? No es mala idea si querés hacer algo diferente. Como sabrás, la diferencia no es sólo estética: la cocción a leña dentro de este globo será otra, por lo que podrás cocinar otras cosas además de los típicos asados. Para tener en cuenta, sobre todo si tenés lugar en tu jardín.

10. De hierro

No te desanimes si no encontrás el lugar, el dinero o el tiempo para acceder a una parrilla propia en tu propio patio. Por ahí te resulta más accesible algo como lo que vemos arriba, un asador estilo europeo a leña. Te va a servir para asados más modestos quizás, pero en definitiva vas a poder darte el gusto en esta vida. ¡Pensalo!

11. Infalible – ¡y de yapa!

El parrillero junto al acceso al patio es lo mejor que hay. Sobre todo si el espacio permite armar o desarmar un quinchito bien confortable y espacioso. Impactantes son la amplitud y altitud de la chimenea: se sabe que el tamaño incide en el fuego y el fuego en el asado. Por su parte, el parrillero abarca un lateral en la pared medianera, simétrico a las columnas que cierran el quincho frente suyo. Un diseño infalible.

Te dejamos más y más y más parrillas y asadores: de gourmets y tradiciones. 

¿Qué parrilla te gustó más para tu patio?

Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

Solicitá una consulta gratuita

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!