Jardín italiano: 6 maneras hermosas de tenerlo

Celeste Celeste
Google+
Loading admin actions …

Italia es la cuna de los majestuosos jardines del renacimiento y, teniendo ese origen, no es de esperar que los jardines hoy día sigan teniendo esa belleza que los hace únicos, integrados como parte de la vivienda, y razones para ser así no faltan. Pérgolas, fuentes, esculturas, paisajes hermosos, todo esto convivía en los grandes jardines y, a la vez, hacia ellos se enfocaba la vivienda.

Los jardines italianos, hasta el día de hoy, siguen siendo un sueño, son un viaje a la eternidad, pero para tener uno no hace falta mudarnos a la península. Si tenemos un jardín y lo queremos aprovechar a la italiana basta con hacer unos cambios, tener en cuenta ciertos principios de composición y, principalmente, saber cómo disfrutar y contemplar un patio.

Verde, sol… ¡y agua también!

Porque a los italianos le encantan integrar la naturaleza al hogar, como parte de la naturaleza es también el agua, ésta no puede faltar en la decoración de éstos nobles jardines: las fuentes son un clásico, si disponemos de una pared podemos elegir una fuente de pared sencilla que haga correr el agua deleitándonos con su sonido, acompañada de alguna estatua clásica, también podemos hacer un pequeño cantero con flores para darle color.

Si no tenemos una pared que nos quede ideal para una fuente podemos optar por alguna circular y colocar en el medio del jardín, o incluso algún estante de mármol con agua quieta hará de tu jardín un jardín como de la nobleza. La belleza del mármol no necesita mucho decoro, de manera que un fondo de ciprés o pequeños arbustos a su alrededor será suficiente.

Un toque de eternidad en el jardín

Replicar un jardín italiano es sinónimo de llevar a nuestro hogar un toque de eternidad, la manera en que éstos jardines integran y disfrutan el paisaje como parte de la casa hace que la naturaleza y sus procesos estén constantemente en conexión con los habitantes, es imposible que lo de afuera pase desapercibido cuando uno habita el interior, porque ambos se funden y los límites se borran.

Tengamos un jardín grande o pequeño, es posible  llevar éste estilo, simplemente depende de ciertos detalles a tener en cuenta para transformarlo y sentirnos en Italia.

Un estilo italiano formal

Los clásicos jardines italianos suelen tener macizos de flores o incluso de arbustos bajos, agrupado en formas geométricas, éstas pueden poseer formas de cuadrados, círculos o rectángulos. Lo importante, para emular lo mejor posible estos hermosos jardines, es que éstos macizos se encuentren en ambos extremos del jardín de manera simétrica. Se puede también marcar una especie de camino que nos lleve hacia el otra parte del jardín. Lo importante es que se destaquen por su figura, si elegimos flores podemos jugar con los colores eligiendo dos tonos de un mismo tipo de flor para que sea más llamativo.

Forma y función

Jardines de estilo  por Greenhouse Stores
Greenhouse Stores

Halls Popular 6x10 Greenhouse

Greenhouse Stores

Si bien el jardín es un lugar para disfrutar, éstos jardines europeos se destacan por tener varios espacios y cada uno tiene una función particular, a la vez están bien delimitados en secciones: una huerta, el patio, los macizos de flores, una fuente y la mayoría posee una cocina de jardín, ideal ésta última para crear cálidas comidas y disfrutar en el patio.

Para la sección de la huerta estamos bastante entrenados, teniendo en cuenta que últimamente ésta se convirtió en parte casi indispensable de cualquier hogar, podemos elegir el rincón en donde más luz llegue y tener un cantero exclusivo para que éstas plantaciones se distingan del resto.

El patio puede definirse por los muebles como la mesa y la silla, si disponemos de una pérgola, una manera de aprovecharla es ubicando éstos muebles debajo o cerca de ella, así pasamos días de sol disfrutando sin sufrir tanto el calor. La cocina en el jardín es una gran idea, poder preparar nuestras comidas en el mismo lugar de reunión es sin dudas una ventaja, no necesitamos mucho espacio ya que la idea es tener una cocina o parrilla y una mesada con el espacio suficiente, un pequeño lugar de almacenamiento será suficiente.

Arte en las paredes

Si te gusta el arte podés incorporarlo al jardín a través de los frescos, decorar una pared de ésta manera es darle un protagonismo único que tal vez, sin ningún dibujo, pasaría desapercibida y se perdería en el resto del jardín. Ésta clásica forma de arte es típica de los jardines italianos desde la antigua Roma, incluso podemos utilizarlo en la manera que ellos lo hacían, como revestimiento de paredes para disimular las de aspecto más feo. Sea como sea, creemos que los frescos en la pared no pueden faltar en un clásico jardín italiano, un legado que incluso traspasa la tragedia del Vesubio y se ven en las ruinas de Pompeya  ¿Necesitás más razones?

La clásica cerámica

Así como las fuentes son un clásico también podemos ambientar nuestro jardín con estatuas o columnas, no necesariamente tienen que estar como nuevas, podemos ambientarla al estilo ruinas utilizando las clásicas columnas romanas, en éste caso quebradas, o sus estatuas de gran belleza, el blanco de ellas alegrarán el jardín y le darán un toque de calidez y elegancia. Podemos incluso elegir una estatua de una mujer sosteniendo un jarro y que ese mismo jarro sea la fuente de agua. Otros materiales como la madera o el hierro también darán un toque de distinción a tu jardín, Trizz tiene hermosos ejemplos de cómo integrarlos.

¿Te gusta el estilo mediterráneo? Te invitamos a leer: Llevá el estilo de una casa italiana a tu hogar.

¿Qué es lo que más te gusta de los jardines italianos?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!