Todo lo que necesitas saber antes de comprar un lavarropa

homify argentina homify argentina
Loading admin actions …

Comprar un lavarropas es enfrentarse a un monton de opciones, marcas, precios y funciones que nos pueden llegar a intimidar. La realidad es que hay varios temas a tener en cuenta y que debemos manejar antes de realizar la compra de cualquier electrodoméstico, especialmente en caso del lavarropas, que es quizás el electrodoméstico mas importante de la casa junto con la heladera. Eso lo saben bien los que lo tienen y se les rompe: caos total, ropa por todos lados, se nos acaban las medias limpias y lavar a mano es agotador, las lavanderías profesionales cuestan plata y además te arruinan la ropa.

A continuación te vamos a contar todo lo que hay que saber para hacer una buena compra y elegir el lavarropas perfecto para vos.

La eficiencia energética

Probablemente no estabas al tanto de esto, y mucha gente no lo sabe, pero el lavarropas es el tercer electrodoméstico que más consume energía dentro del hogar, llevándose un 11,8% de la energía y un 14% del agua que consumimos en total.

Teniendo en cuenta como han aumentado los costos de los servicios en nuestro país, es indispensable tener en cuenta el factor consumo a la hora de elegir con el fin de minimizar los gastos. Pero acá no hablamos solo el gasto económico, sino del ahorro de energía y el aspecto ecológico. En el mundo en el que vivimos, donde estamos consumiendo recursos a una velocidad pasmosa que ha dejado al planeta en serio apuros, el manejo consciente del consumo energético dentro del hogar se ha vuelto un tema central en los intentos de las sociedades modernas por reducir el calentamiento global y mejorar nuestra huella de carbono. El consumo del lavarropas, al igual que el de otros electrodomésticos, se mide por su etiqueta. La etiqueta que diferencia a los lavarropas mas eficientes es el sello Clase A. 

Si bien estas pudieran tener un costo por encima de otros productos de la misma línea, son mas eficientes en el uso de los recursos y nos permiten ahorrar energía, lo que se va a ver reflejado en la factura de electricidad y agua de fin de mes. En este caso, vale la pena invertir un poco mas y evitar terminar ahorrando en un producto poco eficiente al final nos abultará la factura. Existe otra etiqueta importante que también hay que tener en cuenta: la etiqueta azul energy star. Debes verificar de que tu lavarropas también la tenga, eso te asegura que además de ahorrar energía eléctrica,  es mas eficiente en el consumo de agua (consume la mitad que el resto). 

Es importante que el lavarropas que vayas a elegir tenga entre sus funciones un ciclo de lavado económico, que usa menos agua para cada lavado, lo que también se traduce en una menor exigencia de energía eléctrica para calentar el agua y también una menor demanda de detergente. Es importante verificar que el lavarropas tenga diferentes temperaturas de agua, lo que te permitirá correr ciclos con agua fría que evidentemente gasta menos energía.

El tamaño: cuanta gente la va a usar

Si la lavadora es para una sola persona a para una pareja, una capacidad de carga de 5 Kilogramos es mas que suficiente. Por el contrario, esto sería insuficiente para una familia, que dependiendo del numero de integrantes, pudiera llegar a necesitar 7, 10 o hasta 12 kilos de capacidad.

Automática o semi-automática: pros y contras

Cocinas de estilo industrial por Die MÖBELHAUEREI
Die MÖBELHAUEREI

Gerüstküche

Die MÖBELHAUEREI

Es evidente que los lavarropas automáticos son mucho mas prácticos y simples de usar ya que solo hace falta colocar la ropa, el jabón de lavar y el suavizante, elegir el programa y la temperatura acorde a la ropa y voilá, asunto terminado. Desde ya que son la opción mas práctica.


En cambio, con los los semi-automáticos, se debe estar más atento al lavado porque no tienen un dosificador automático para el jabón, el proceso de carga de agua debe ser realizado de manera manual y tampoco tienen la opción de centrifugado, lo que implica que hay que exprimir la ropa a mano. Seguramente te estarás preguntando si exista alguna razón posible para  optar por la opción semi-automática, y la verdad es que a excepción de su costo menor, no encontramos ninguna.

Carga frontal versus carga superior: pros y contras

Los lavarropas de carga superior suelen ser mas angostos y por lo tanto ocupan menos lugar (40 cm de ancho). También te permiten pausar el lavado para agregar mas ropa, con lo cual son mas recomendables tanto para personas olvidadizas como para espacios mas reducidos. Otro de los beneficios de la carga superior es que no hay que agacharse, por lo cual son recomendables para personas mayores, con problemas de espalda o con movilidad reducida. Un dato a tener en cuenta si elegimos este modelo es que la tapa debe ser antiácidas, lo que evitará golpes bruscos causados por cierres accidentales, previniendo daños.

Los tiempos de lavado del lavarropas de carga superior son un poco más extensos que los de el de carga frontal, que es un punto a favor de estos últimos en cuanto a eficiencia de consumo.

Los de carga frontal también te permiten aprovechar mejor el espacio si se busca ubicarlo bajo mesada o bien ocultarlo dentro de un mueble, o si va a estar debajo de una estantería, caso en que no seria viable levantar la tapa superior.

Los settings: ciclo de centrifugado, control de temperatura, etc.

Hoy en día, los lavarropas vienen con muchísimas funciones, combinaciones de lavado, lavados según el tipo de prenda, alarmas de aviso etc, pero lo importante acá es no perder de vista los aspectos fundamentales y asegurarse de que las funciones se adapten a nuestras verdaderas necesidades. Acá algunas de la más importantes.

Control de temperatura 

Algunos modelos tienen un comando que permite regular la temperatura del agua durante el proceso de lavado (termostato), y otros la regulan directamente por programa. Estos vienen con una tecla llamada “lavado en frío” que al accionarla elimina el calentamiento del agua haciendo el lavado a temperatura ambiente. Es importante contar con la posibilidad de regular la temperatura del agua por razones de ahorro energético y también por el tipo de prendas a lavar, ya que algunos materiales se encogen con el agua caliente. Exclusión de centrifugado Accionando esta tecla, el programa detiene el ciclo del lavado antes del centrifugado y el lavarropas queda vacío con las prendas mojadas. Esta función es importante para cuidar las prendas delicadas como la ropa interior y la lycra, que se dañan con el centrifugado. 

Tecla Flot o Antiarrugas 

Accionando esta tecla el programa se detiene antes del centrifugado, con el tambor lleno de agua. La ropa queda flotando (no se apelmaza). Cuando se deshabilita la tecla, se reinicia el ciclo: se vacía el tambor y se inicia el centrifugado. La idea es evitar que la ropa se arrugue si se la va a sacar mucho tiempo después de terminado el lavado (cuando dejamos la máquina lavando y tenemos que salir, por ejemplo). 

Lavado rápido 

Permite reducir el tiempo del lavado y es ideal para ahorrar tiempo y energía cuando la ropa tiene poca suciedad. 

Media Carga 

Cuando actives esta función el lavarropas realizará una disminución en el nivel de agua y por lo tanto un ahorro en el consumo total. Esto es aconsejable solo cuando la cantidad de ropa no supera los 2 Kg.

Con o sin función de secado

 de estilo  por DVELAS
DVELAS

DRIZA hanger

DVELAS

Los lavarropas con función de secado -o lavasecarropas, como se les llama comúnmente- son la opción perfecta cuando se trata de economizar espacio y tiempo, porque podemos tener en un único lugar ambas funciones. ¡Ni habla de la practicidad que implica meter la ropa sucia y sacarla limpia ¡Y seca!

Los lavasecarropas no solo ahorran tiempo y espacio, sino que son también mucho mas eficientes a la hora de optimizar el gasto de agua y electricidad. Un punto importante es que por lo general son mas costosos, lo cual se ve compensado si tenemos en cuenta que no tendremos que gastar en un secarropas aparte.

Quizás el único punto en contra que tienen estos aparatos es que cuando se trata de mucho volumen de sábanas o de toallas muy grandes, el secado puede no ser tan eficiente y a veces es necesario colgarlos sobre un tender para que se termine de evaporar la humedad restante.

Si en tu casa hay mucho movimiento y lavas mucha cantidad muy a menudo, por ejemplo cuando hay varios niños pequeños, quizás te convenga mas tener el lavarropa y el secarropa por separado. Si vivís solo o en pareja, o tenes una familia chica, un lavasecarropa es una opción genial.

Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!