INTERIORES: Cocinas de estilo  por The Wall

9 Trucos para evitar que tu factura de luz se vaya por los cielos

Antonia T Antonia T
Google+

Solicitá cotización

Número incorrecto. Por favor, verifica el código de área, prefijo y número de teléfono.
Al hacer click en 'Enviar' confirmás que he leído los Política de protección de datos y aceptado que mi información anterior sera procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Podrás cancelar tu consentimiento enviándonos un email a privacy@homify.com con efecto a futuro
Loading admin actions …

Una casa es mucho más que decoración: es también organización y ahorro. Esta última trasciende el mero aspecto estético y abarca una serie de premisas que afectan, de un modo u otro, el presupuesto familiar. Los servicios como el agua, la luz, el gas o el teléfono también forman parte de la gestión familiar y, en muchos casos, implican hacer malabares,  por parte de los propietarios, para conseguir llegar a fin de mes.

¿Cuántas familias hacen malabarismo para conseguir pagar todo? Desafortunadamente, muchas. Sin embargo, existen algunos comportamientos que podés integrar en tu rutina para disminuir los gastos. En este libro de ideas, te proponemos nueve prácticas para ahorrar electricidad. Son fáciles de llevar a cabo y tendrán impacto en la factura de fin de mes.

1. No dejar todo conectado

INTERIORES: Cocinas de estilo  por The Wall
The Wall

INTERIORES

The Wall

La mayoría de los aparatos que habitualmente forman parte, no sólo de la decoración y del diseño de interiores, sino también del funcionamiento de la rutina en una casa, tiene que ver, de una forma u otra, con la energía. Televisión, microondas, cafetera, computadora, lámparas… pueden utilizarse sin problemas en cualquier parte de la casa, pero no necesitan estar conectados si no los necesitas. El estado de standby de los electrodomésticos puede aumentar la factura de la luz, además de que los picos de corriente afectan el funcionamiento de los mismos.

2. Tené cuidado con los electrodomésticos que más gastan

No todos los electrodomésticos y aparatos electrónicos tienen el mismo consumo. Después de todo, una heladera no es un horno o un aire acondicionado. Ya se ha sabido que, en épocas de mucho frío o calor, tu factura de luz aumenta, probablemente, debido al uso excesivo de los sistemas de climatización. Lo mejor que podés hacer para bajar la cuenta es utilizarlos con medida. Lo ideal es apostar en electrodomésticos con una clasificación energética que garantice un consumo reducido o que utilicen una fuente de energía alternativa.

3. Ahorrá electricidad en iluminación

Cocinas de estilo  por homify

La iluminación es un aspecto fundamental en la decoración de cualquier casa, pero cuando se trata de ahorrar luz, hay ciertas cosas que se deben tener en cuenta. Es bueno poder contar con puntos de luz que permitan crear ambientes distintos, pero mantener las lámparas encendidas en espacios donde no está nadie, como recomiendan los profesionales, es una práctica que debés evitar si querés reducir el consumo de energía en tu casa.

5. Siempre es bueno seguir algunos consejos

Livings de estilo  por Cris Nunes Arquiteta
Cris Nunes Arquiteta

Apartamento no cond Barra Bali, Barra de São Miguel Al

Cris Nunes Arquiteta

Es posible que la marca y el modelo que buscás no sean los que mejor se adapten a tus necesidades o a las condiciones particulares de tu casa. Por el contrario, sus características pueden no ser las ideales para prestarte un buen servicio. El rendimiento de un electrodoméstico tiene que ver con el uso que se le da. Desde una heladera a un aire acondicionado, hay cuestiones que hay que considerar.

6. Utilizá el modo ahorro

La evolución de la tecnología ha llevado al desarrollo de aparatos inteligentes capaces de satisfacer nuestras necesidades gastando mucho menos. Muchos de los electrodomésticos que hoy se pueden comprar permiten ahorrar energía sin gran esfuerzo. ¿Cómo? La respuesta es simple. Estudiá las características de cada uno y usá el modo de ahorro. En este estado, los aparatos continúan trabajando, pero de forma mucho más eficiente.

7. No tengas la heladera vacía

Cocinas de estilo  por PlatFORM

El congelador, como aparato independiente o como parte de la heladera, es uno de los aparatos que más energía puede consumir en una casa a lo largo de un mes. Esto no es en vano, pues permanece en funcionamiento las 24 horas del día. No obstante, aun cuando este electrodoméstico trabaje en pleno rendimiento, podés evitar que gaste mucho. La idea es llenarlo, pero sin saturar. ¿Por qué? El aparato transporta el frío hasta alcanzar la temperatura marcada. Después de eso, sólo la mantiene. En el congelador, los alimentos, una vez congelados, pasan, ellos mismos, a ser una fuente de frío. Por consiguiente, es necesario un menor consumo de energía. Por la misma razón, es importante no abrir y cerrar constantemente el aparato para evitar el aumento de la temperatura.

8. Reducí los tiempos del lavarropas

Hogar de estilo  por Casa de Valentina
Casa de Valentina

LAVANDERIA ORGANIZADA

Casa de Valentina

Otro aparato que puede ayudarte a ahorrar energía es el lavarropas que existe en la mayoría de las casas. Sin embargo, hay ciertos trucos para bajar el consumo energético. Los ciclos de lavado cortos consumen menos electricidad y esto, al final del mes, puede tener reflejo en la factura. También podés prescindir del secado y aprovechar las altas temperaturas estivales para secar la ropa, aunque tengás que invertir más tiempo.

9. Usá lámparas de bajo consumo

¿Todavía no has sustituido tus viejas lámparas por unas de bajo consumo? Si deseás bajar los costos, este es uno de los primeros pasos a tener en cuenta. Este tipo de lámparas, como las LED, son más caras, pero, a largo plazo, producen una reducción considerable en la factura de la luz. 

Recomendado: La renovación radical de una casa antigua

10. Empleá reguladores de intensidad

Livings de estilo  por homify

Terminamos con otra recomendación que se refiere a la iluminación. Si la idea de sustituir las lámparas no lo seduce, siempre podés optar por instalar reguladores de intensidad que te permitan reducir el consumo en función a tus necesidades. Como en el caso anterior, es necesaria una inversión que más tarde compensará.

¿Qué otra idea sumarías para ahorrar electricidad en tu hogar? 
Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!