Solicitá cotización

Número incorrecto. Por favor, verifica el código de área, prefijo y número de teléfono.
Al hacer click en 'Enviar' confirmás que he leído los Política de protección de datos y aceptado que mi información anterior sera procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Podrás cancelar tu consentimiento enviándonos un email a privacy@homify.com con efecto a futuro

En color chocolate y con exquisito sabor moderno

Antonia T Antonia T
Google+
Loading admin actions …

Hoy nos convoca el diseño contemporáneo y para ilustrarlo nada mejor que compartir un proyecto del despacho argentino Carbone Fernandez Arquitectos. Con un metraje significativo que asciende a los 280 m2, esta casa, de fachada sobria y espacios refinados, se desarrolla en dos plantas, con un pequeño jardín en el frente. 

Ubicada en Ituzaingó, a continuación iniciamos un recorrido por algunos rincones de esta vivienda cuyo diseño se caracteriza por un imponente juego de volúmenes y líneas profundas y pronunciadas. ¡Comenzamos!

Sobria y con buen gusto

La fachada de esta casa llama la atención por su forma y color. El juego de volúmenes y las ventanas alargadas transmiten un aire moderno. Asimismo, el color chocolate, que viste los muros, se encarga de imprimir cierto toque contemporáneo. Pero no es todo. Una cuota de diseño industrial se deja entrever, muy cerca de la puerta de entrada. Un par de chimeneas de acero así lo demuestra.

Un pequeño jardín sirve como antesala hacia la entrada peatonal y vehícular. 

Un zoom

Desde este imagen podemos apreciar mejor los ingresos a la casa. Por un lado, el acceso peatonal se abre entre un pequeño jardín delantero. Tras caminar algunos pasos llegamos hasta la puerta de ingreso. Escondida debajo de uno de los volúmenes y limitada por muros de piedra, la entrada resguarda la intimidad de sus habitantes.

Hacia uno de los laterales se ubica el garaje, con doble estacionamiento. 

Planta baja

Amplio y luminoso, el espacio se proyecta sin divisiones en las estancias (living, comedor y cocina).  

En el interior la paleta de colores se inclina por el blanco. En los pisos, los tonos marrones son los elegidos.

El living y la cocina-comedor se comunican a través de un amplio ventanal con el jardín. La ventilación y luz natural se encuentra 100% garantizada.

¡Más luz!

El comedor y la cocina se encuentran circundados por un amplio ventanal, que comunica con un patio trasero, y por un muro acristalado que favorece mayor entrada de luz natural.

En este espacio, la decoración es sencilla y bastante ecléctica. Algunos detalles hacen la diferencia. Uno de ellos es la lámpara, de diseño contemporáneo, que cae sobre la mesa del comedor.

Todo conectado

Como mencionamos, en la misma planta se encuentran living, comedor y cocina. Esta última se ubica hacia el final y se desarrolla a lo largo de una de las paredes. Finalmente, materiales como la madera y colores ocres son los favoritos para vestir muebles y accesorios.

¿Más libros de ideas? ¿Qué tal si seguís con este proyecto?

¡Dejá tu comentario sobre este proyecto!
Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!