Paredes que juegan con los colores

Lorena Filomeno Lorena Filomeno
Loading admin actions …

Si hay algo realmente importante y que tiene mil alternativas de estilo, son las paredes.

Las casas están hechas de paredes, dan forma a la casa y por eso son una de las principales cosas a tener en cuenta durante la decoración o las reformas.

La variedad enorme de propuestas para modificar o mejorar las paredes es muy amplia y cuando mencionamos color, no sólo hacemos referencia a la pintura, sino a miles de alternativas. Distintos materiales, texturas y hasta la luz, pueden utilizarse para da color a las paredes.

Mucho ha transcurrido desde los tiempos de la colonia, en donde la única forma de revestir una pared era sólo cal o en su defecto mezclada con sangre de animales, hasta la actualidad que nos ofrece variantes de lo más audaces y coloridas.

Maderas, murales, relieves, pinturas autóctonas, miles de colores y hasta luz; algunas ideas para jugar con los colores y crear paredes únicas.

Maderas que dan color

Este proyecto de ATV Arquitectos, nos presenta una novedosa pared de guayubira, una madera dura y de veta irregular que va de un blanco cremoso al ocre. Esta madera, oriunda del norte argentino, tiene una alta flexibilidad como cualidad excepcional.

Siendo la madera tan vistosa, puede utilizarse como única decoración, o como combinación. Una casa con los colores y el bello aroma de la madera.

Colores simples

Esta moderna casa de Clement-Rico I Arquitectos muestra volumen por si misma, la línea clásica se ve resaltada por el tono arena que se eligió para las paredes.

Cuando la arquitectura lo hace todo, el color debe acompañar y no recargar.

La luz creando color

A través de la interposición de líneas rectas, un color básico y luz podemos generar volumen y color.

Esta casa de los mendocinos Clement-Rico I Arquitectos, genera una dualidad sutilísima. 

Con las luces también podemos crear un juego de sombras y con las sombras damos volumen, estilizamos, cambiamos matices y tonos.

En esta residencia con paredes claras,  la luz la hace adquirir un resplandor metálico que la transforma en algo sublime.

El día y la noche la presentan diferente, una dualidad exquisita; la sensación de vivir en una casa, que al mismo tiempo parecen dos distintas.

Las mil opciones de los murales

Para un rincón especial de la casa o para cubrir una pared entera, los murales son una excelente opción para dar color y sofisticación.

Pueden encontrarse en papel, con venecitas, o pintados directamente sobre la pared con diferentes técnicas.

En este caso, el mural cumple prácticamente la función de un cuadro. Los tonos pastel utilizados, dan la idea de una pacífica playa con su horizonte de verano, las paredes complemente blancas le permiten un mejor lucimiento.

Para pensar en las paredes como obras de arte…

Vistiendo de guardas las paredes

Muy originales y para combinar con colores lisos.

En este ejemplo se arriesga a  la mezcla de lo rústico con lo moderno y salen ganando. Las vigas a la vista son de una rusticidad notoria, en madera súper oscura se lleva excelente con la elección de colores para la guarda.

La paleta que abarca desde los amarillos, pasando por los naranjas hasta llegar a los marrones, produce un efecto ecléctico, fuerte pero a la vez delicado. El blanco es el color elegido para resaltar todo el conjunto.

Para atreverse.

Explosión de colores

Paredes de estilo  por Studio Athesis
Studio Athesis

62 – Scala – Finitura in cemento colorato a spolvero

Studio Athesis

Solamente pintura. Solamente color.

Algo tan básico como la pintura, nos puede dar efectos maravillosos. En esta casa de estilo rural, se combinó un tono salmón desgastado para la escalera y el bajo escalera con una tonalidad arena muy suave, que corta la zona del descanso. La luz se encarga del resto.

De bajo presupuesto, simple y efectivo.

Relieves de color

Sobre paredes lisas se puede jugar con las formas y el color.

En este caso para una habitación de varones, se usaron en los relieves figuras hexagonales en colores gris, celeste, negro y azul sobre un fondo blanco. la luz encastrada en las molduras da un toque de intimidad.

La cantidad de colores y relieves a utilizar, son tan variados como imaginación puedas tener. Formas, caras, figuras geométricas, líneas, guardas… inagotable como la infinidad de colores.

Paredes camaleónicas

¿Son interiores de madera? No, es pintura.

Las vigas a la vista parecen continuar hasta el piso y cubrirlo todo como un manto, pero sólo es un maravilloso efecto de la pintura sobre la pared.

¡Sólo hace falta trabajo y mucha luz!

Con arte azteca

El apogeo de la cultura azteca fue cerca de 1440, aun así en la actualidad aparece con todo su esplendor de colores.

Los animales como motivos principales y la fuerza de los colores puros son una marca registrada en las pinturas aztecas.

Aquí se contraponen el mostaza con el turquesa, relegando al blanco sólo para pintar las guardas.

El blanco, un clásico

El banco sirve para crear espacios, dar sensación de amplitud y generar luz.

Cuando tenemos en la casa mucha madera, pisos y mobiliario oscuro, la mejor propuesta continúa siendo el blanco. Las paredes blancas resaltan los colores apagados, justamente por esa luminosidad que ostenta.

En el caso de esta habitación, los pisos de madera y el mobiliario también en madera oscura, van a tono de marcos y puertas. Las paredes de color blanco son necesarias para no achicar el ambiente; los enormes ventanales aportan, junto al juego de luces, el reflejo necesario para dar luz.

Optar por las paredes blancas, siempre es una buena opción.

¿Con qué color te gustaría vestir tus paredes?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

Solicitá una consulta gratuita

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!