Una casa rural del siglo XXI

Nadia Daruiz Nadia Daruiz
Google+
Loading admin actions …

El proyecto de hoy es una antigua casa rural ubicada en la comunidad de Cataluña, especificamente en la comarca barcelonesa de Osona. Esta construcción original del siglo XVIII pedía a gritos ser rescatada de las garras del olvido. Y han sido los valientes profesionales de Kit’s Interiorisme los  responsables de recuperar y hacer habitable esta antigua construcción. La reforma fue por ello integral y planteó dos objetivos:

1.  Can Cadet debía convertirse en una moderna, cómoda y elegante casa rural con capacidad para funcionar como alojamiento turístico,

2. Sus instalaciones debían mantener los rasgos de sus más de dos siglos de historia.

En homify creemos que han sido alcanzados plenamente y con creces. Comencemos el recorrido por este fantástico hotel que los dejará fascinados y donde estamos seguros querrán programar unas vacaciones…

La fachada de la vieja casa rural

Estas típicas construcciones españolas estaban ligadas a la explotación agraria y ganadera familiar. Rápidamente y a simple vista podemos sentir que esta casa tiene mucho carácter y sin duda conserva el espíritu de las antiguas casas de payés. Dos siglos de historia enclavados en un entorno únicos… .

En cuanto al estado de la construcción, vemos que a pesar de que sus  estructuras se muestran sólidas e imponentes hay mucho trabajo que hacer.

La fachada de la nueva casa rural

La nueva fachada conserva su estilo rural, la reforma no ha alterado el aire antiguo de la casa. Los arquitectos han decidido revestir todo el frente de la casa con piedra sin pulir,  a fin de mantener el estilo original de este tipo de construcciones. Pero lo mejor está aún por venir…

El living: madera y piedra

La decoración sigue los cánones de un estilo más moderno, pero empleando elementos tan nobles como rústicos: madera y piedra. Al igual que la fachada, en el interior nos encontramos con paredes revestidas con piedra sin pulir. Este elemento combina súper bien con las típicas vigas de los techos y los toques de madera que encontramos en el mobiliario. Además, los tonos claros en este ambiente crean una atmósfera cálida y acogedora, características que son fundamentales en espacios como este. 

Las lámparas: modernidad hasta en el techo

Las vigas eran un detalle muy importante para los dueños.  Ellas eran el componente estructural que querían no solo mantener sino resaltar. Y la iluminación elegida no hace más que fijar la atención en ellas. Una decena de cables negros que se expanden cubriendo el techo, iluminando todo el ambiente de manera simple pero moderna a la vez.

La chimenea: el toque cálido que no puede faltar

Una casa rural nunca estará completa sino cuenta con la mítica chimenea. Y por supuesto este proyecto no será la excepción. Al igual que con mobiliario y la iluminación, el diseño de la chimenea tiene notas de modernidad que se adaptan al estilo rústico y moderno que impera en toda la decoración. 

Pongan atención a la nota vintage que agrega el caballito de madera de juguete junto a la chimenea…  

Cocina y comedor integrados

Al asomarnos a la cocina comedor de esta casa rural, fluimos hacia una mesa comunal de madera decorada con dos fabulosas lámparas de estilo ecléctico y sillas de colores alternadas que nos invitan a sentarnos. Y es que  cuando integramos dos ambientes como son la cocina y el comedor creamos espacios joviales y dinámicos que incitan a comenzar el día de la mejor manera.

Es interesante ver como estos dos espacios se complementan a la perfección. Un comedor diario ecléctico y divertido encuentra el equilibrio perfecto en con una cocina de líneas minimalistas  y súper elegantes. 

Los detalles que dan luz

A esta altura, sobretodo después de ver el living, sabemos que el diseño de las lámparas es importante para los profesionales de Kit’s Interiorisme. 

Aquí las elegidas para iluminar este ambiente de transición nos dejan perplejos. Justo cuando abandonamos la planta baja nos encontramos con estas originales lámparas: dos esferas luminosas que nos marcan el paso hacia una escalera con baranda de madera y escalones en piedra.

El dormitorio

La masía se ha convertido en una casa rural con capacidad para quince personas en un total de nueve habitaciones que, aunque diferentes entre sí, guardan todas algunas similitudes. Las vigas de madera y revestimientos de piedra son algunas de ellas. También nos volvemos a encontrar con elementos conocidos, lámparas esféricas funcionan en este caso como veladores. 

Por otro lado, los pisos se han preferido de parqué en madera clara que a la vez combina con la mesa de luz y las cabeceras de las camas.

Un vistazo al baño

Con los baños sucede lo mismo que con los dormitorios y hay similitudes entre ellos.  La línea del mobiliario es sencilla, minimalista y moderna. Sin embargo, las bachas son de piedra, una mirada al pasado que no puede ser más actual. 

Un jacuzzi en el baño

Ya a esta altura se dieron cuenta que estilo rural no es sinónimo de precario o incómodo. 

El jacuzzi es el elemento estrella en este baño donde el relax esta garantizado. El mismo descansa sobre una plataforma de madera que se encuentra elevada. Desde las aguas burbujeantes del jacuzzi podremos disfrutar de un espacio donde la modernidad y la rusticidad están en completo equilibro. 

Si quieren seguir leyendo sobre proyectos como este aquí les dejo uno igual de increíble:

- Rusticidad por fuera, diseño e innovación por dentro

¿Te alojarías en un hotel así? 
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

Solicitá una consulta gratuita

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!