Espacios reducidos, experiencias ampliadas

Lorena Gomez Lorena Gomez
Loading admin actions …

Resolver la vivienda en muy poco espacio no es únicamente la opción para cuando no queda otra. Exploramos un poco el fenómeno tiny house y encontramos que para muchas personas habitar espacios mínimos es una elección consciente y toda una actitud de vida.

No abordaremos en este libro el diseño y la ambientación de una tiny house, sino que, basados en los argumentos y motivaciones de quienes adhieren a este movimiento global, nos enfocaremos en las ventajas de vivir en espacios reducidos.

Creemos que esta perspectiva puede aportarnos nuevas miradas a la hora de decidir dónde y cómo queremos vivir, replantearnos el espacio que realmente necesitamos, o simplemente encontrarle el lado positivo al hecho de vivir en un monoambiente.

Cómo queremos vivir

De eso se trata. Podemos y debemos elegir. Son tiempos en que las viejas estructuras se caen a pedazos y no hay paradigma que se sostenga en pie. No hay verdades absolutas y cada vez son más las personas que se replantean cómo quieren vivir; sondeando en sus verdaderos deseos y necesidades, para dejar atrás rígidos mandatos de otras épocas.

Éste es de algún modo el hilo conductor que está motivando a cada vez más gente a cuestionarse distintos aspectos de su estilo de vida, entre ellos el relacionado a la vivienda, para encontrar modos más acordes a la experiencia vital que cada uno pretende transitar.

A menos metros, menos gastos

Espacialidad: Estudio de estilo  por MINBAI
MINBAI

Espacialidad

MINBAI

Sostener una vivienda de pocos metros implica menos gastos en climatización y mantenimiento que una casa de grandes dimensiones.

También el tiempo y el esfuerzo de mantenerla limpia y en condiciones se reducen notablemente.

En otras palabras: al achicarse la estructura se libera tiempo, energía y dinero; que podemos disponer para lo que queramos. En definitiva, ganamos libertad. ¡Nada más y nada menos!

Pequeño y acogedor, como un nido

Más grande no siempre es mejor. Vivir en una casa pequeña no implica renunciar a  la sensación de hogar; al contrario: es mucho más sencillo y económico ambientar con calidez y estilo personal un ambiente chico que grandes espacios.

Sobran ejemplos de excelente arquitectura y diseño de interiores que optimizan el uso del espacio en superficies reducidas y consiguen ambientes tan funcionales como acogedores. Nos encantó este proyecto del estudio IR Arquitectura.

Más simple, más bello

Livings de estilo moderno por FAMOOS OHG
FAMOOS OHG

elamina ist vielmehr als eine Designleuchte.

FAMOOS OHG

En menos metros la decoración se simplifica sensiblemente. Las intervenciones posibles son menos y más puntuales, y se reducen las posibilidades de cometer errores y desaciertos.

Y, ante la duda, en estos casos funciona mejor que nunca la máxima que sostiene que menos es más.

Menos cosas, más vivencias

Al tener menos espacio necesariamente nos habituaremos a vivir con menos cosas. Estaremos rodeados solamente de aquellos objetos que necesitamos y le restaremos importancia a las cosas; poco a poco dejaremos de perseguir objetos de deseo.

En la medida en que cambie nuestra relación con las cosas pasaremos a gozar de una sensibilidad más rica e intensa. Nos enfocaremos más en disfrutar experiencias que en poseer bienes: viajar, comer rico, contemplar arte, cultivar el espíritu, conocer gente.

La vida está allá afuera

Proyecto  Recoleta Loft: Livings de estilo moderno por Let´s Go
Let´s Go

Proyecto Recoleta Loft

Let´s Go

Nuestra casa se achica, el mundo se agranda. Nuestro hogar concebido como refugio para el descanso y como punto de partida, porque afuera lo tenemos todo: trabajamos, paseamos y estudiamos fuera de casa. Tenemos la ciudad para caminar y pedalear, sus parques, sus costaneras, sus restaurantes, sus cines, sus teatros, sus plazas. Y todo un mundo a unas horas de avión.

¿Porqué quedarnos adentro habiendo un universo por descubrir allá afuera? ¿Qué sentido tiene sostener una casa grande cuando la mayor parte de nuestra vida transcurre afuera?

Siempre listos para lo que viene

Nuestros abuelos, e incluso nuestros padres, en muchos casos nacieron y pasaron toda su vida en la misma casa, conservaron por mucho tiempo el mismo empleo y compartieron sus días con una única pareja. Huelga decir que los tiempos que corren son mucho, pero mucho más inestables y dinámicos.

Vivir en poco espacio hace que carguemos con poco equipaje a cuestas;  nos permite andar por la vida con menos lastre y ataduras, más flexibles y livianos. En mejores condiciones para transitar estos tiempos donde nos esperan cambios a la vuelta de cada esquina.

En síntesis, la propuesta es vivir con menos, para vivir mejor. Para estar listos a encarar las aventuras y desafíos que la vida nos proponga; y los que nosotros nos atrevamos a proponerle a la vida.

Para los que quieran intentarlo o ya estén en eso les sugerimos echar un vistazo a este Pequeño gran departamento.

Más pequeño, más simple, más feliz.

Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

Solicitá una consulta gratuita

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!