Terrazas de estilo  por Arlene Gibbs Décor

6 Formas de hacer que un patio se vea mucho más rústico

silvia silvia
Loading admin actions …

El aire libre siempre nos provoca la tentación de salir a aventurarnos y hacernos uno con la naturaleza. No importa la estación del año, nuestra esencia nos pide conectarnos con lo que es el origen de la vida.

Ya sea un jardín o un patio donde se vislumbre el cielo y respiremos el intercambio con la vegetación, lo importante es no perder ese hilo invisible pero potente.

Por eso, no podemos restarle importancia a la decoración de estos espacios exteriores porque serán ellos los que nos otorgarán todo el bienestar y energía viva.

Hoy hablaremos del estilo y te dejaremos algunas sugerencias para ambientar tu jardín o patio según este universo tan rico e inspirador.

En un pueblo cualquiera

Una característica de fuerte connotación en un patio rústico es que siempre nos remite al campo o a ambientes rurales. Por eso, materiales como la madera o la piedra se dan cita para crear una atmósfera rica en sensaciones de texturas y acabados muy simples y crudos.

Como si estuviéramos en algún pueblo perdido en medio de las campiñas, los empedrados acompañan junto con las aberturas con tablones gruesos y pesados.

Alta vegetación

Otra particularidad de una ambientación rústica es que la vegetación se apodera de las superficies. Es importante que plantas y arbustos le inyecten su personalidad a esta estética más prístina y originaria.

Lo ideal es dejar que la naturaleza se exprese tan como desea, por eso no es tan imprescindible un gran mantenimiento, más bien dar rienda suelta a su crecimiento y desarrollo.

En medio del campo

Tener un jardín rústico es como mudarnos al campo o al menos imaginar que estamos en medio de una inmensa llanura embelesados por sus aromas y texturas.

Lo autóctono es algo que no puede faltar en esta decoración rural, y son esos elementos los que le dan su caracterización propia. EL hierro, las herramientas camperas o agrícolas o los recipientes utilizados con el ganado son algunos de los ejemplos de esta ambientación.

Piso en deck

Una terraza  con un piso en deck de madera puede lograr que nuestro jardín se transforma en un espacio rústico de la noche a la mañana.

Pensado para el relax, esta textura lisa y simple le otorga a cualquier espacio al aire libre ese detalle más natural.

Solo nos falta un buen libro y un sillón cómodo, mullido y apto para largas siestas.

Circularidad rústica

La milenaria sabiduría del zen japonés sabe aplicarse a los espacios exteriores con gran maestría, logrando resultados que comulgan la naturaleza con los materiales rústicos.

En estos diseños de jardines o patios, las curvas o los diagramas circulares vuelven al origen de los tiempos. Por eso, la piedra se hace protagonista con todo el peso del tiempo y la historia.

Un poco de vintage

Lo vintage también está presente en las ambientaciones rústicas de los espacios exteriores. Cualquier objeto del pasado que ha dejado de funcionar como lo que era, puede convertirse en parte de esta escenografía tan original.

Lo bueno de esta transformación es que permite combinar estilos para aunarse y enriquecer la composición.

¿Ya encontraste tu inspiración?
Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

Solicitá una consulta gratuita

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!