Diez ideas para decorar dormitorios pequeños

Rocío E Rocío E
Loading admin actions …

Cuando una habitación luce una buena decoración y diseño, nadie repara en sus proporciones: cada cosa está donde tiene que estar. Es el caso de los diez hermosos dormitorios que veremos en este libro de ideas.

Lo importante, a la hora de ambientar un dormitorio de espacio reducido, es pensar de antemano en el tema, el estilo y los recursos que se emplearán para no caer en excesos pero tampoco en la falta de cosas. Por ejemplo, no puede faltar un armario o ropero, aunque cualquier forma ingeniosa que sirva para colgar blusas y vestidos será bienvenida.

Otro factor a tener en cuenta cuando se planifica un diseño para un dormitorio chico -y que vale para cualquier espacio pequeño- son los mitos a derribar. Es verdad, el blanco ilumina y da sensación de amplitud; los espejos duplican; los estampados pueden achicar; todas las ilusiones ópticas generadas por el color, la luz y los objetos deben pasar a un segundo plano: lo importante es que el dormitorio haga feliz a sus moradores y que les ayude a encontrar la paz necesaria para relajarse y descansar.

Por lo que cada quien sabrá qué cosas le proporcionan la distracción, la relajación, la paz, dentro de su propia casa y, más aun, de su propio dormitorio.

En esta oportunidad, las diez bellas habitaciones que veremos responden a estilos decorativos cálidos como el rústico, el estilo rural y el ecléctico. De todos modos, siempre hay algún minimalista metido en toda muestra, y aquí no seremos excepción.

En síntesis, pasemos a ver las ideas y espero encuentren aquella que los haga más felices y más descansados.

Sutileza ante todo para un dormitorio delicado

Pureza. Si los moradores del dormitorio pequeño a diseña gustan de las cosas sencillas, si son románticos y más bien estoicos que epicúreos, un delicado decorado les hará sentirse más dichosos de lo que ya, seguramente, son. 

Una manera de aportar detalles en los dormitorios es mediante camas de hierro con cabezales. Se trata de un recurso que siempre resulta agradable, que permite ideas para los demás muebles de la habitación, y que nunca pasará de moda. Además, otro recurso visualmente lindo en este espacio es el empapelado que decora sin ocupar espacio.

Con acento en la decoración

Vivir en una casa pequeña, decorar un dormitorio pequeño y darle una impronta de pequeño palacio, tiene su mérito. El look decimonónico burgués luce de maravillas en este dormitorio, en el cual reina una combinación de colores realmente personalizada, con resultados contundentes. Para mi gusto, un escenario de película. Hay que observar la sabiduría en el tono y el equilibrio, de modo que a pesar de tanta variedad de color y forma, el espacio posee una armonía indiscutible. Si miramos atentamente, veremos cada figura compensada, y cada color nivelado. De todos modos, este dormitorio no sería el mismo sin esa luz natural que recibe desde la puerta del balcón. Por eso, hay que tener en cuenta que algunos estilos y decorados sólo quedan bien en determinadas circunstancias.

Un espacio lleno de romanticismo

Quién se preocupa por cuestiones de espacio cuando entra en un dormitorio tan rico en sensaciones como éste. Es fantástico que, sin emplear tonos cálidos, el espacio resulte sumamente acogedor. Simplemente dos mesas de noche de madera pintadas de blanco con tapas al natural, una bellísima cama con respaldo acolchado, una ventana para ver el cielo y una manta que abriga de sólo mirarla. Hay que mencionar que suma mucho a la sensación de calidez la alfombra color beige.

Clásico pero sencillo

Muy sutil y, sin embargo, repleto de detalles preciosos, así luce este dormitorio, un espacio ideal para la lectura, el desayuno, y la charla sobre la cama. 

Nada está fuera de lugar aquí, por el contrario, cada elemento en este dormitorio conforma un todo. La cama, las mesas de luz o la cortina, elementos fundamentales a través de los que se define el estilo clásico de este espacio.  Este es, sin duda, un estilo de diseño apropiado para quienes buscan lo clásico en todo momento y lugar.

Este dormitorio es creación del Estudio de arquitectura y diseño Gutman + Lehrer

Cuadro en cuadro

Poner cuadros sobre la cabecera de la cama puede ayudar a dar importancia al espacio gracias a la compensación de niveles visuales. Claro, cada quien sabrá qué imagen desea ver día a día, considerando los diferentes estados de ánimos que nosotros los humanos, criaturas complejas, atravesamos cada día. 
La pared puede estar ocupada por un tapiz colorido si los moradores del dormitorio a diseñar gustan del estilo étnico.  

En cualquier caso, la presencia de un cuadro o tapiz central permite un juego más que interesante con los colores de los muebles, accesorios y objetos decorativos, aportando, además, un tema, un estilo, una textura, entre otras cualidades a combinar. Este precioso dormitorio es autoría del diseñador argentino  Nicolás Pierry.

All you need is…

Dos cosas para señalar aquí: por un lado, el recurso de colocar un objeto decorativo sobre la pared de la cabecera de la cama. En este caso, se trata de letras que forman una singular y polémica palabra. Por otra parte, este dormitorio minimalista tiene la particularidad de haber revestido toda la pared del cuadro con cerámicos texturizados. Otra posibilidad de dar personalidad y estilo a los dormitorios pequeños.

Monocromo

Pequeño de blanco, este dormitorio resulta bellísimo. El mobiliario sencillo de impecable presencia, la propuesta de respaldar de la cama, la madera del piso, dan por resultado un espacio maravilloso, ideal para el descanso, para los momentos distendidos y -indispensable- para el romanticismo. Imaginen un corazón de pétalos de rosa sobre la cama en ese espacio de blanco tiza. ¿Soy cursi? Los corazones de pétalos de rosas rojas siempre causarán efectos.

Todo o nada

Nada. Todo. Un dormitorio donde la decoración pasa, no ya por el minimalismo sino por el despojo. El armario, empotrado con puertas del mismo tono y material que el revestimiento de pared y techo, facilita la impresión de vacío. Por supuesto, nada de esta elegancia sería lo mismo sin el ventanal hacia el balcón.

Efecto distendido y de estilo rústico

Hay muchos detalles en el diseño de este dormitorio que suman a la simplicidad de su belleza. El piso de maderas cuyas tablas corren diagonalmente, el juego de luces dispuestas en distintos puntos de la habitación, el color reinante, que es un tostado compensado con crema formando un monocromo en penumbras oníricas. Al no haber ventanas, la ausencia de excesos favorece la circulación del aire. 

Ruralidad

Netamente rústico y rural, este dormitorio pintado estilo a la cal, donde apenas si se esboza un mobiliario y un decorado, resulta revolucionario en tiempos de materialismos encubiertos. Estoicismo rural en su mínima expresión, pureza y elegancia, todo en uno.

Casas de estilo moderno por Casas inHAUS

¿Necesitás ayuda con tu proyecto? ¡Contactanos!

Solicitá una consulta gratuita

¡Encontrá la inspiración para tu hogar!