Techos a dos aguas: Ideas, diseños y decoración

  1. Construcción de Casa de madera en Pucón, Chile.: Techos a dos aguas de estilo  por Patagonia Log Homes
    Ad
  2. Casa Ramirez: Techos a dos aguas de estilo  por Estudio Schwartz Arquitectura
    Ad
  3. ¿Necesitás ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitás ayuda con tu proyecto?
  4. Casa Dagnino: Techos a dos aguas de estilo  por Estudio Schwartz Arquitectura
    Ad
  5. Techos a dos aguas de estilo  por Möhring Architekten
  6. Techos a dos aguas de estilo  por Exteriores De Madera
  7. Techos a dos aguas de estilo  por Maisy Melo Arquitetura e Urbanismo
    Ad
  8. ¿Necesitás ayuda con tu proyecto?
    ¿Necesitás ayuda con tu proyecto?
  9. Techos a dos aguas de estilo  por Bima Progetti
  10. Techos a dos aguas de estilo  por Dartora Esquadrias Metálicas
  11. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  12. Techos a dos aguas de estilo  por Alejandro Giménez Architects
  13. Techos a dos aguas de estilo  por 詮鴻國際住宅股份有限公司
    Ad
  14. Techos a dos aguas de estilo  por House Renovation London Ltd
  15. Techos a dos aguas de estilo  por Plano Humano Arquitectos
    Ad
  16. Techos a dos aguas de estilo  por MODE KARYA
  17. Techos a dos aguas de estilo  por ENGIMULTI
    Ad
  18. Techos a dos aguas de estilo  por ENGIMULTI
    Ad
  19. Techos a dos aguas de estilo  por ENGIMULTI
    Ad
  20. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  21. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  22. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  23. Techos a dos aguas de estilo  por Avantecture GmbH
  24. Techos a dos aguas de estilo  por APRO CONSTRUCTION MANAGEMENT S.L.
  25. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  26. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  27. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  28. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  29. Techos a dos aguas de estilo  por Dachdeckermeisterbetrieb Dirk Lange
  30. Techos a dos aguas de estilo  por studio arch sara baggio
  31. Techos a dos aguas de estilo  por P. CAMP RODERO SL
    Ad
  32. Techos a dos aguas de estilo  por Spazio Positivo
  33. Techos a dos aguas de estilo  por Maisy Melo Arquitetura e Urbanismo
    Ad

Techo a dos aguas: todo lo que tenés que saber

Si estás pensando en construir o ampliar tu casa, un techo a dos aguas es una muy buena solución. Pero antes debemos tener en cuenta algunas cosas para saber qué podemos hacer con una techumbre, así como las diferencias entre ellas.

¿Qué es un techo a dos aguas?

Un techo a dos aguas  es el que se compone de dos superficies inclinadas unidas en algún punto, por lo general, al centro. El por qué de su forma, más allá de su carácter estético, responde a una necesidad funcional.

El principal enemigo de los arquitectos es el agua. La diferencia entre un techo plano y uno a dos aguas es la facilidad que tienen los segundos de desagotar la superficie de agua y nieve. Otro tema importante es que, estructuralmente, se resuelve de una manera más fácil un techo a dos aguas.

Si comparamos un techo de dos aguas de una región tropical a diferencia de otras más alejadas del ecuador es que, conforme se va más al norte o al sur, la inclinación es mayor. Esto se debe a que en las regiones más frías nieva. Un dato curioso es que, por lo general, el ángulo en la inclinación de los techos se corresponde con los grados de la latitud a la que se encuentra. Interesante, ¿cierto?

Diferentes tipos de techos a dos aguas

Techo a dos aguas tradicional: Se trata de dos superficies inclinadas unidas al centro. Además de ser el más común representa muchas ventajas en costo y facilidad constructiva. Lo podés ver en casa, galpones o quinchos a lo largo del país.

Frontón: El frontón a dos aguas se genera, por lo general, en porches de acceso. Suele ser una estructura soportada por postes en las fachadas. ¿Alguna vez has estado en Bariloche? Sus casas y comercios tienen este tipo de techumbre en las entradas.

Techo a dos aguas en cruz: Cuando las construcciones se componen de dos cuerpos que se intersectan se generan este tipo de techos. Eran muy frecuentes en las casas de las estancias.

Techo a dos aguas con un gabinete adicional: Es una proyección de una de las superficies inclinadas hacia el frente. Las Leñas, en Mendoza, tiene algunos ejemplos de esta techumbre.

Techo Holandés: Se genera sobre el techo de dos aguas. Es una sutil protuberancia en alguna o en todas las superficies inclinadas. Estos, por lo general, se usan como altillos en cabañas o quinchos.

Materiales para techos a dos aguas

Una vez que tenemos los diferentes tipos de techos a dos aguas ¿con qué materiales se construyen? Lo principal es la estructura y esta puede hacerse de madera o acero. Lo cierto es que depende mucho del costo y del material con el que se recubran las cubiertas para decidir cuál es la mejor opción.

Si queremos tener un tejado con placas de cemento o arcilla debemos considerar, sobre todo, el peso de estas. Si bien tienen la ventaja de estar fabricadas en un material resistente, su peso hace que la estructura sea más robusta.

Lo más común en Argentina es hacerlas de chapa. Estás, además de ser de fácil colocación, son muy duraderas y representan un ahorro de energía. Lo cierto es que el techo de metal no es muy barato y sabemos lo que pasa con vientos o nevadas fuertes. Además, otro punto en contra es el ruido que hacen cuando cae piedra o llueve muy fuerte.

Las tejas de asfalto son otra opción. Su principal ventaja es su bajo costo y fácil instalación. Éstas no son muy estéticas, se vuelan con facilidad, retienen mucho calor a la incidencia de los rayos del sol y no son muy amigables con el medio ambiente.

Otra opción para las tejas del techo es hacerlas en madera. Son las que dan la mejor apariencia y trabajan muy bien en techos de madera. El inconveniente es su costo elevado y que precisan de mantenimiento constante.

Proceso de instalación

Además de estos acabados, debemos tener en cuenta las uniones en los cambios de dirección del techo. Estos deben estar reforzados para soportar el esfuerzo estructural además de las posibles acumulaciones de agua o nieve.

La manera de instalarlas es sencilla pero es mucho más seguro si se realiza por un profesional. Existen muchas empresas de techado que podés contactar.

Primero hay que medir la superficie a cubrir y determinar la altura del techo. Se debe hacer la estructura que las recibirá, asegurándose de su rigidez y colocarse en el lugar. Luego de eso se miden y se cortan los tableros que servirán de base. Se fijan en la estructura, se impermeabilizan y se coloca el acabado final. Como mencionamos, no es tan complicado, pero lo ideal es acudir a una empresa dedicada a ello.

Techos a dos aguas vs. techos elevados: pros y contras

Existe una variante del techo a dos aguas y es el techo elevado. La diferencia consiste en que el techo elevado tiene cuatro caras diagonales, como si levantáramos un techo plano desde el centro. Ambos tienen puntos a favor y en contra.

Los techos a dos aguas son ideales para climas con mucha lluvia y nieve. Además generan un gran espacio para almacenar, son baratos y fáciles de construir. El techo elevado es muy bueno para zonas con mucho viento y nieve y el espacio bajo la cubierta puede ser habitable. Es una opción muy versátil. El principal problema del techo a dos aguas se da con vientos fuertes, mientras que el techo elevado tiene la desventaja de ser más costoso tanto por su estructuración como porque se precisa más material en su construcción y suele haber fugas si no está bien construido.